Un sistema rápido, eficaz y económico. Ataca la humedad en paredes, sótanos, tanques y especialmente en piletas de natación y silos.
Inyección Química
La Inyección Química ha introducido una nueva tecnología en el campo de la Impermeabilización y consolidación. Penetra en cualquier granulometría del suelo, mampostería u hormigón a través de la cual fluye el agua y ésta puede ser controlada desde un segundo a varias horas, mediante los catalizadores, y la solución se solidificará convirtiéndose en un Gel consistente y sumamente elástico.
De esta manera los huecos, vacíos o fisuras, quedarán sellados por el Gel flexible y continuo, que impedirá el pasaje del agua a través de su formación.
Este sistema ha sido utilizado para controlar el flujo de aguas subterráneas en cortinas de Inyección, ataguías, pozos de minas, minas túneles, silos, juntas de caños de desagües, sellado de encamisados, pozos de petróleo y como amortiguadores de vibraciones en anclajes de grandes equipos, también lo es de gran eficacia y efectividad alrededor de diques y especialmente en estructuras de hormigón y mampostería.
Los Geles son resistentes al ataque de hongos, ácidos, diluidos, álcalis, gases y sales ordinarias.

Los trabajos de inyección en hormigón y mampostería han demostrado que a través de su capilar se forma un gel elástico que no se quiebra por los movimientos que se puedan producir en la estructura tratada, ya que su perfecta penetración depende de la dimensión de la cámara pulmonar que lo introduce muy lentamente con una presión que varía entre 5kg/ cm2 a 12 kg/cm2 .